gTt-VIH

  1. Actualización en Tratamientos

Más de la tercera parte de hombres gays están infectados por las cepas del VPH más relacionadas con el cáncer anal

La infección anal por el virus del papiloma humano (VPH) llega a ser casi universal entre los hombres gays, según un estudio realizado en Australia y publicado en la edición digital de Sexually Transmitted Infections. Un número significativo de hombres se infectaron por cepas del virus que comportan un riesgo elevado de producir cambios cancerosos y precancerosos en las células del ano.

El equipo de investigadores también descubrió que los niveles de infección por VPH fueron especialmente elevados en los hombres gays con VIH, quienes también fueron más propensos a estar infectados por más de una cepa del papilomavirus.

Aunque raras, las tasas de cáncer anal son superiores entre los hombres gays (especialmente los que tienen VIH) que entre la población general.

La infección por determinadas cepas del virus del papiloma humano, especialmente la 16, se ha relacionado firmemente con el desarrollo de cáncer anal. Sin embargo, existe poca información sobre la prevalencia en hombres gays de cepas del VPH en infecciones anales.

En consecuencia, un equipo de investigadores de Sydney (Australia) llevó a cabo un estudio que contó con hombres gays con y sin VIH inscritos en la comunidad.

En el estudio participaron un total de 127 hombres con VIH y 204 sin VIH, a todos los cuales se les tomaron muestras de frotis anales. Dichas muestras fueron analizadas empleando dos métodos distintos para determinar la prevalencia del papilomavirus, el ADN del virus y comprobar qué cepas estaban presentes.

La infección anal por VPH estuvo presente en el 79% de los hombres en general. La prevalencia fue significativamente superior en el caso de los hombres con VIH (94%) que en el de los seronegativos (70%; p <0,0001).

La mayoría de los hombres estaban infectados por cepas del papilomavirus consideradas de alto riesgo de desarrollo de cambios celulares cancerosos y precancerosos en el ano. La prevalencia de dichas cepas fue significativamente superior en los hombres con VIH que en los seronegativos (88 frente a 56% de manera respectiva; p <0,0001).

El riesgo de infección por VPH no se vio afectado por la edad. Tampoco hubo diferencias en la prevalencia de la infección entre los hombres gays con VIH con recuentos de CD4 por encima o por debajo de las 350 células/mm3.

En el caso de los hombres con VIH, el único factor relacionado de forma significativa con la detección de infección anal por cepas del VPH de alto riesgo fue el sangrado en la zona en los doce meses previos (cociente de probabilidades [CP]: 8,36; intervalo de confianza del 95% [IC95%]: 1,05-66,0).

Con todo, el primer conjunto de análisis estadísticos realizado evidenció que hubo numerosos factores de riesgo de infección anal por cepas de alto riesgo en hombres sin VIH. Esto incluyó un historial de verrugas anales, infección anal por gonorrea o clamidia en los doce meses previos, infección por el virus del herpes simple tipo 2 (VHS-2) y tener más de 500 parejas sexuales en la vida. Sin embargo, un análisis multivariable posterior en el que se controlaron posibles factores de confusión mostró que sólo el historial de verrugas anales resultó tener relevancia (CP: 3,0; IC95%: 1,30-6,81).

Se analizaron con más profundidad las muestras de 93 hombres con VIH y de 36 sin el virus mediante pruebas que permiten determinar el ADN del virus del papiloma humano y su cepa o genotipo. La prevalencia de la infección por cepas del VPH con un bajo riesgo de cáncer fue similar entre los hombres con (89%) y sin VIH (87%).

No obstante, un número significativamente mayor de hombres con VIH (94%) que sin VIH (73%) presentó infección por cepas de alto riesgo.

De las cepas de alto riesgo, se encontró que el VPH-16 estaba presente en las muestras del 36% de los hombres con VIH y del 27% de las de los seronegativos.

El 86% de los hombres presentaba más de una cepa del papilomavirus. El número medio de cepas presentes en los hombres con VIH fue de siete, frente a cuatro en los hombres sin VIH.

“En esta población de base comunitaria compuesta de hombres gays sexualmente activos, la infección por VPH fue casi universal”, comenta el equipo de investigadores. Y añade: “Se detectó una amplia variedad (...) de genotipos y fue habitual la coinfección por varios de ellos. Resulta alarmante que un tercio de los participantes presentara la cepa VPH-16, principal responsable del cáncer anal”.

Los autores de la investigación instaron a la realización de estudios más amplios “para valorar la historia natural de la infección anal por VPH en hombres homosexuales. La utilidad de las vacunas actualmente disponibles contra este virus se verá informada por la recolección de un mayor volumen de datos basados en la población referentes a los tipos del VPH aislados en los casos de cáncer anal en hombres homosexuales”.

Referencia: Vajdic CM, et al. Anal human papillomavirus genotype diversity and co-infection in a community-based sample of homosexual men. Sex Transm Infect (online edition), published online 1 April 2009.

Traducción: Grupo de Trabajo sobre Tratamientos del VIH (gTt).

gTt en tu email

Mantente al día sobre los temas que más te interesan

Suscríbete a los boletines

Encuesta





Servicio de Consultas sobre Hepatitis Virales

© gTt - Grupo de Trabajo sobre Tratamientos del VIH

Contacto | Mapa del sitio | Aviso legal | Política de privacidad | Política de cookies | Licencia CreativeCommons | Accesibilidad

NO pulse este enlace o será baneado de este sitio - Do NOT follow this link or you will be banned from this site!