gTt-VIH

  1. La noticia del día

Se registra un caso de gonorrea "muy resistente" a los tratamientos de primera línea en el Reino Unido

Las autoridades sanitarias del país han mostrado su preocupación por el caso y consideran que, si no se toman medidas, la resistencia a antibióticos se traducirá en un aumento de las tasas de mortalidad

Recientemente se ha registrado un caso de gonorrea (Neisseria gonorrhoeae) en Reino Unido que parece mostrar el nivel más alto de resistencia a los tratamientos de primera línea detectado hasta la fecha y, consecuentemente, se está investigando por sus implicaciones para la salud pública. La persona afectada es un varón heterosexual que parece haberse adquirido la bacteria Neisseria gonorrhoeae tras mantener relaciones sexuales con una mujer que conoció cuando estaba de viaje por el sur de Asia. La descripción del caso se ha publicado en el boletín Health Protection Report del mes de marzo de Public Health England (PHE).

En los últimos años se ha detectado una tendencia mundial que apuntaba a un aumento del número de casos de gonorrea resistente a fármacos. El pasado mes de julio de 2017, la Organización Mundial de la Salud (OMS) publicó un análisis de los datos epidemiológicos del período 2009-2014 de las ITS en 77 países que reflejaban que la gonorrea estaba volviéndose mucho más difícil, y a veces imposible, de tratar.  De hecho, en 2017, se informó de la detección de 3 casos de gonorrea (uno de ellos en España) que no respondían a los tratamientos disponibles (véase La Noticia del Día 19/07/2017). A raíz de todo esto, la OMS realizó un llamamiento para implementar distintas medidas destinadas a frenar la propagación de la gonorrea resistente a fármacos.

La cepa de gonorrea resistente detectada en Reino Unido fue diagnosticada en un varón heterosexual que acudió a los servicios sanitarios ingleses a principios de este año. El hombre declaró que tenía una pareja habitual en Reino Unido, pero había tenido un encuentro sexual con otra mujer en el sudeste asiático un mes antes de presentar los primeros síntomas de la infección. El hombre fue tratado con ceftriaxona y, posteriormente, con espectinomicina. Las pruebas realizadas posteriormente revelaron el fracaso del tratamiento.

Al respecto, la jefa de la Sección de Infecciones de Transmisión Sexual de PHE afirmó que el tratamiento de primera línea para la gonorrea consiste en una combinación de dos antibióticos (azitromicina y ceftriaxona) y que esta constituía la primera vez en que la bacteria ha presentado un nivel tan elevado de resistencia a estos dos medicamentos, así como a la mayoría de los otros antibióticos de uso común.

Tras constatar el fracaso de dicho tratamiento, el paciente fue tratado con ertapenem (un antibiótico reservado como último recurso) por vía intravenosa y, aunque parece que esta última terapia está siendo efectiva, no se sabrá el resultado de los análisis hasta mediados del mes de abril.

Los responsables de salud afirman que se está haciendo seguimiento del caso para asegurarse de que la infección sea tratada de forma efectiva con otras opciones y, al mismo tiempo, minimizar el riesgo de posibles transmisiones. PHE está realizando un seguimiento activo (incluyendo la intervención en caso necesario) de la propagación de la resistencia a antibióticos en la bacteria de la gonorrea y de los posibles fracasos de tratamiento. Además, ha ampliado la vigilancia epidemiológica con el fin de identificar y manejar rápidamente los casos de gonorrea resistente y así reducir su propagación.

En este sentido, se está realizando un seguimiento de los contactos sexuales de esta persona y hasta la fecha una pareja sexual del hombre ha sido analizada y ha dado negativo a la infección.
Public Health England está trabajando de forma estrecha con los médicos para ayudar a contener la propagación de esta cepa de gonorrea tan resistente. El éxito en esta tarea dependerá de un uso racional de los fármacos antimicrobianos, de la notificación eficaz a las parejas sexuales y a un buen trabajo de los servicios de los laboratorios que realizan las pruebas.

Public Health England está recordando a los médicos de cabecera que remitan los casos sospechosos de gonorrea a los servicios de medicina genitourinaria para su tratamiento. También se propone preguntar a los pacientes con posibles casos de gonorrea sobre viajes recientes, especialmente al sudeste asiático. PHE también usó el caso para enfatizar su mensaje de salud pública sobre el sexo seguro alentando el uso de condones con parejas nuevas y ocasionales. En este sentido, algunos activistas han manifestado su preocupación por el riesgo de que el problema empeore debido a los grandes recortes que ha sufrido el presupuesto destinado a salud pública en los últimos años en Reino Unido.

El caso ha suscitado una gran atención, pero teniendo en cuenta que ya se habían registrado varios casos de resistencia a azitromicina y ceftriaxona en el mundo, algunos expertos consideran que era cuestión de tiempo que se produjera un caso así y era esperable que el evento estuviera relacionado con una persona viajera, como ya ha sucedido en otras infecciones resistentes a los medicamentos. No obstante, también destacan como algo tranquilizador el hecho de que se haya detectado pronto la infección, lo que ha evitado que pudiera empezar a propagarse antes de poder poner en marcha cualquier medida de control.

Los expertos han estado advirtiendo durante algún tiempo sobre la creciente amenaza que supone la creciente resistencia a los antibióticos por parte de numerosos patógenos. Las estimaciones oficiales dicen que se producen más de 5.000 muertes anuales en Inglaterra debido a que algunas infecciones se han vuelto resistentes a los antibióticos disponibles actualmente. Un estudio de 2016 en el que se hizo una revisión sobre la resistencia a los antibióticos predijo que en poco más de 30 años la resistencia a los antibióticos provocará más muertes en Inglaterra que las debidas actualmente a la suma de las provocadas por el cáncer y la diabetes.

El pasado invierno, las autoridades sanitarias iniciaron una campaña publicitaria para advertir al público de que los antibióticos no deben usarse contra todas las enfermedades y que si se toman de forma innecesaria hace que la gente corra el riesgo de sufrir una infección más grave o prolongada.

Fuente: Medscape/Elaboración propia (gTt-VIH)
Referencias: Nota de prensa de BASHH (29/03/2018): Emergence of multi-drug resistant gonorrhoea highlights urgent need for reversal of sexual health cuts.

PHE. UK case of Neisseria gonorrhoeae with high-level resistance to azithromycin and resistance to
ceftriaxone acquired abroad Health. Protection Report, Volume 12, Number 11. Disponible en el siguiente enlace.

gTt en tu email

Mantente al día sobre los temas que más te interesan

Suscríbete a los boletines

Encuesta





¿Qué debo saber sobre las nuevas opciones de tratamiento contra la hepatitis C?

© gTt - Grupo de Trabajo sobre Tratamientos del VIH

Contacto | Mapa del sitio | Política de privacidad | Licencia CreativeCommons | Accesibilidad

NO pulse este enlace o será baneado de este sitio - Do NOT follow this link or you will be banned from this site!
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web y mejorar su experiencia de usuario. Permaneciendo o navegando por esta web acepta la instalación de dichas cookies.
Más información | Cerrar
30