gTt-VIH

  1. La noticia del día

El 40% de los casos de hepatitis C aguda entre hombres gais y otros HSH del Reino Unido se dan en hombres sin el VIH

Hasta un 80% de ellos serían usuarios de profilaxis preexposición frente al VIH

Un estudio presentado en la XXV Conferencia Anual de la Asociación Británica del VIH (BHIVA, en sus siglas en inglés) ha concluido que el 40% de los hombres gais, bisexuales y otros hombres que practican sexo con hombres (HSH) en quienes se diagnostica infección aguda por el virus de la hepatitis C (VHC) en el Reino Unido serían VIH negativos y que el 81% de ellos serían usuarios de la profilaxis preexposición al VIH (PrEP, en sus siglas en inglés).

Estos resultados estarían en consonancia con los recientemente publicados en Lion (Francia), donde una parte importante de los casos de infección aguda por VHC en hombres gais, bisexuales y otros HSH se dieron en hombres sin el VIH, la mayor parte de ellos –como en el presente estudio– usuarios de PrEP (véase La Noticia del Día 01/04/2019).

En los últimos años, los brotes de infección por VHC vinculados a prácticas sexuales solían darse entre hombres gais, bisexuales y otros HSH con el VIH y vincularse a prácticas de ChemSex en las cuales podrían haberse compartido materiales o instrumentos para la inyección de drogas (véase La Noticia del Día 02/06/2014) y/o haber realizado prácticas sexuales de alto riesgo (sexo vigoroso sin protección, uso de juguetes sexuales, fisting, etc.). Hasta el año 2015 se observó un claro aumento de los casos de infección aguda por VHC entre hombres gais, bisexuales y otros HSH con el VIH, mientras que en aquellos sin el VIH los casos se mantuvieron estables. Se llegó a formular la hipótesis de que el VIH era un factor prácticamente imprescindible para la transmisión sexual del VHC.

Nada más lejos de la realidad. La extensión en el uso de la PrEP ha cambiado la gestión del riesgo en las prácticas sexuales de algunos hombres gais, bisexuales y otros HSH sin el VIH, lo que ha conllevado un aumento de su presencia entre los nuevos casos de infección aguda por el VHC (véase La Noticia del Día 15/01/2019) y ha permitido descartar al VIH como “condición necesaria” para adquirir el VHC a través de prácticas sexuales.

El presente estudio evaluó todos los casos de infección aguda por VHC diagnosticada en hombres gais, bisexuales y otros HSH que habían sido derivados a 3 clínicas especializadas en hepatitis de Londres, Brighton y Leeds entre enero y agosto de 2017.

Un total de 40 casos de hombres gais, bisexuales y otros HSH con infección aguda por VHC fueron registrados. De ellos, el 40% eran VIH negativos y el 60% tenían el VIH.

Aquellos hombres sin el VIH eran más jóvenes (edad promedio de 34 años) que los que tenían el VIH (edad promedio de 44). Los hombres gais, bisexuales y otros HSH sin el VIH también habían tenido un mayor número de parejas sexuales sin uso de preservativo en el último año (promedio de 36) que aquellos con el VIH (promedio de 16). Los hombres gais, bisexuales y otros HSH sin el VIH también habían practicado sexo en grupo (88%) o fisting (75%) en un mayor porcentaje que aquellos con el VIH (71% y 54%, respectivamente).

El 81% de los hombres gais, bisexuales y otros HSH sin el VIH con diagnóstico de infección aguda por VHC eran usuarios de PrEP o lo habían sido durante el último año.
El 92% de los hombres gais, bisexuales y otros HSH con el VIH tenían carga viral indetectable.

En general, aparte de las diferencias ya comentadas, las características de los hombres gais, bisexuales y otros HSH con el VIH y las de aquellos sin el VIH fueron similares. Así, el 30% de ambos grupos había recibido el diagnóstico de otra infección de transmisión sexual (ITS) en el momento del diagnóstico de la infección por VHC. El 45% de los participantes de ambos grupos refirieron haberse inyectado drogas, el 35% haberlo hecho en el último año y un tercio reconoció haber recibido la inyección de otra persona. La última droga que se habían inyectado la práctica totalidad de los participantes había sido la metanfetamina.

Los investigadores analizaron una serie de preguntas respondidas por los participantes sobre su percepción acerca de sus parejas sexuales. Así, los hombres gais, bisexuales y otros HSH sin el VIH y aquellos con el VIH pensaban –en un 81% y un 83%, respectivamente– que alguna de sus parejas sexuales eran VIH positivas. Solo el 69% pensaban que la mayoría de sus parejas no tenían el VIH.

El 58% de los participantes con el VIH refirieron que, al menos, alguna de sus parejas sexuales no tenían al VIH y el 54% refirió parejas de estado serológico al VIH desconocido.

La situación en el caso de la hepatitis C era muy diferente. Mientras que el 69% de los hombres sin el VIH y el 50% de aquellos con el VIH manifestaron tener algunas parejas sexuales de estado serológico al VHC desconocido, solo el 25% de los hombres gais, bisexuales y otros HSH sin el VIH y el 12,5% de aquellos con el VIH refirieron que algunas, muchas o todas sus parejas sexuales tenían hepatitis C. Este hecho apunta a que el 75% de los hombres sin el VIH y el 87,5% de aquellos con el VIH, aun habiendo adquirido el VHC, no eran conscientes de que alguna o algunas de sus parejas sexuales del año anterior tenían el VHC. Ello podría deberse a que, dado que no existe una PrEP frente al VHC, la probabilidad de que una persona revele su estado serológico al VHC sería menor por miedo a ser rechazado en las relaciones sexuales. También podría deberse a que el VHC está mucho más infradiagnosticado que el VIH.

El análisis filogenético de las infecciones por el VHC detectadas en el presente estudio estableció siete grupos de transmisión, uno de los cuales agrupaba a 27 de los 40 casos analizados. Al realizar un análisis de las mutaciones y estimar cuándo tuvieron lugar, los investigadores concluyeron que la mayoría ocurrieron en la década de 1990, lo que indicaría que en dicha época las transmisiones fueron más frecuentes (tal y como ya ocurrió con el VIH).

Por otro lado, los investigadores también hallaron que las muestras podrían englobarse en dos “supergrupos” que se habrían separado genéticamente alrededor del año 1930. Ello les llevó a concluir que el VHC lleva en el Reino Unido (y más concretamente en Londres) desde, como mínimo, el año 1930.

Fuente: Aidsmap / Elaboración propia (gTt-VIH).
Referencia: Bradshaw D et al. Risk factors and patterns of HCV transmission amongst men who have sex with men. 25th Annual Conference of the British HIV Association, Bournemouth, abstract O023, 2019.

gTt en tu email

Mantente al día sobre los temas que más te interesan

Suscríbete a los boletines

Encuesta





Transmisión sexual del VIH - Guía para entender las pruebas de detección y el riesgo en las prácticas sexuales

© gTt - Grupo de Trabajo sobre Tratamientos del VIH

Contacto | Mapa del sitio | Política de privacidad | Licencia CreativeCommons | Accesibilidad

NO pulse este enlace o será baneado de este sitio - Do NOT follow this link or you will be banned from this site!
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web y mejorar su experiencia de usuario. Permaneciendo o navegando por esta web acepta la instalación de dichas cookies.
Más información | Cerrar
30