gTt-VIH

  1. La noticia del día

El envejecimiento prematuro asociado al VIH se observaría incluso en personas con buen control de la infección

El estilo de vida también favorecería el envejecimiento prematuro, aunque de manera independiente al estado serológico

Un estudio realizado por investigadores británicos y holandeses –publicado en AIDS- ha concluido que las personas con el VIH y carga viral indetectable experimentarían un envejecimiento prematuro respecto a aquellas sin el VIH de edades similares. También ha hallado que el estilo de vida también condicionaría el envejecimiento prematuro, pero de forma independiente a la infección por el VIH.

Diversos estudios han observado un envejecimiento prematuro asociado al VIH a lo largo de los últimos años. Uno de ellos lo cifró en un promedio de 5 años (véase La Noticia del Día 27/04/2016), mientras que otras investigaciones hallaron relaciones entre el VIH y un mayor impacto de comorbilidades asociadas al envejecimiento (véase La Noticia del Día 19/12/2016) o una mayor tasa de deterioro funcional a partir de los cincuenta años (véase La Noticia del Día 10/05/2016).

Para ahondar en este tema, los autores del presente estudio contaron con la participación de 134 personas con el VIH y 79 no infectadas con factores sociodemográficos y de estilo de vida similares. Todas ellas eran integrantes del estudio COBRA (comorbilidades relacionadas con el sida, en sus siglas en inglés) de Amsterdam (Holanda) y Londres (Reino Unido). Además, se contó con un pequeño grupo control formado por 35 donantes de sangre holandeses, con edades similares a los otros participantes y con resultados negativos a pruebas del VIH, del virus de la hepatitis B (VHB), del virus de la hepatitis C (VHC), de la sífilis y del virus linfotrópico de células T humanas de tipo 1 (HTLV-1, en sus siglas en inglés) y de tipo 2 (HTLV-2, en sus siglas en inglés).

Todas las personas con el VIH del estudio estaban en tratamiento antirretroviral y tenían carga viral indetectable desde hacía un mínimo de 12 meses. Todos los participantes tenían de 45 años en adelante (los del Reino Unido eran todos mayores de 50 años). Entre los criterios de exclusión destacaron padecer depresión mayor, enfermedades neurológicas, historial de herida grave cerebral, historial de infecciones cerebrales, uso de drogas intravenosas en el medio año previo, uso diario de drogas recreativas (a excepción del uso diario de cannabis, que sí se aceptó), consumo elevado de alcohol, enfermedad psiquiátrica grave o contraindicación de procedimientos tales como la punción lumbar o imagen por resonancia magnética (IRM).

Los factores de estilo de vida utilizados para seleccionar a los participantes de COBRA seronegativos con el objeto de que fueran comparables a aquellos con el VIH fueron la orientación sexual; el consumo e historial de consumo de alcohol y el consumo e historial de consumo de tabaco.

Para medir el grado de envejecimiento, los investigadores analizaron varios biomarcadores que estudios previos habían establecido como los mejores factores de predicción de la edad cronólogica en más de 3.000 personas con edades comprendidas entre los 30 y los 74 años. Entre dichos biomarcadores se encontraban metilaciones de citosina en determinados genes y los niveles de sulfato de deshidroepiandrosterona (DHEA-S, en sus siglas en inglés), N-glicanos, α-2 macroglobulina, licopeno, antígeno prostático específico (PSA, en sus siglas en inglés), ferritina y α-tocoferol.

Entre los miembros de COBRA, la edad calculada por los biomarcadores era 13,2 años superior a la edad real en el caso de las personas con el VIH y 5,5 años en el caso de las personas sin el VIH (con un estilo de vida similar al de aquellas con el VIH). Entre el grupo control formado por donantes de sangre, la edad calculada con los biomarcadores era siete años inferior a la real.

Los investigadores hallaron que –tras realizar los ajustes correspondientes por seroestatus y otros factores- diversos factores se asociaron a un envejecimiento prematuro. Así, tener VHB se asoció a un envejecimiento prematuro de 10,05 años; tener anticuerpos contra citomegalovirus (CMV) se asoció a un envejecimiento prematuro de 1,83 años por cada incremento en un factor exponencial de 10 de la concentración y el recuento de CD8 se asoció a 0,44 años de envejecimiento prematuro por cada aumento de 100 células/mm3.

Un segundo análisis halló que los factores significativamente relacionados con el envejecimiento prematuro entre las personas con el VIH fueron la exposición acumulada al antirretroviral saquinavir (Invirase®) (1,17 años de envejecimiento prematuro por cada año de exposición), tener un recuento de CD4 nadir inferior a 300 células/mm3 (3,0 años de envejecimiento prematuro), tener infección crónica por VHB (7,35 años de envejecimiento prematuro) y los niveles de anticuerpos frente a CMV (1,86 años de envejecimiento prematuro por cada incremento en un factor exponencial de 10 de la concentración).

Fuente: POZ / Elaboración propia (gTt-VIH).
Referencia: De Francesco D, Wit FW, Bürkle A, et al. Do people living with HIV experience greater age advancement than their HIV-negative counterparts? AIDS. 2019 Feb 1;33(2):259-268. doi: 10.1097/QAD.0000000000002063.

gTt en tu email

Mantente al día sobre los temas que más te interesan

Suscríbete a los boletines

Encuesta





Historias personales, testimonios de personas con VIH

© gTt - Grupo de Trabajo sobre Tratamientos del VIH

Contacto | Mapa del sitio | Política de privacidad | Licencia CreativeCommons | Accesibilidad

NO pulse este enlace o será baneado de este sitio - Do NOT follow this link or you will be banned from this site!
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web y mejorar su experiencia de usuario. Permaneciendo o navegando por esta web acepta la instalación de dichas cookies.
Más información | Cerrar
30