gTt-VIH

  1. La noticia del día

Mejoras en la salud renal y ósea de personas mayores de 50 años en tratamiento con tenofovir alafenamida

La eficacia de las terapias basadas en este fármaco sería similar a la de aquellas basadas en tenofovir disoproxil fumarato

La combinación de tenofovir alafenamida (TAF) y emtricitabina (coformulados en Descovy®), junto a un tercer fármaco, presentaría una eficacia similar a la de tratamientos basados en tenofovir dispoproxil fumarato (TDF) y emtricitabina (coformulados en Truvada®) en personas de 50 años o más, pero con un perfil renal y óseo mucho más favorable, hasta el punto de conllevar mejoras en la salud de ambos tejidos. Estas han sido las conclusiones de un estudio presentado en la conferencia IDWeek 2016, celebrada recientemente en Nueva Orleans (EE UU).

El estudio incluyó a 663 personas que tomaban tenofovir-TDF/emtricitabina (Truvada®) junto a un tercer fármaco (aunque en ningún caso coformulado junto a Truvada® en un único comprimido). En el momento de la inclusión, los participantes debían tener una carga viral inferior a 50 copias/mL y una tasa de filtración glomerular (TFG) superior a 50 mL/min.

Tras la inclusión los participantes fueron distribuidos aleatoriamente a continuar con su tratamiento o a cambiar Truvada® por tenofovir-TAF/emtricitabina (Descovy®) manteniendo el mismo tercer fármaco que ya tomaban. La dosis de tenofovir-TAF fue de 10mg en el caso de combinarse con un inhibidor de la proteasa (IP) potenciado y de 25mg en el resto de casos.

Los resultados de eficacia del estudio, que ya habían sido presentadas a inicios de año en CROI (véase La Noticia del Día 01/03/2016), mostraron que el porcentaje de personas con carga viral indetectable a las 48 semanas fue del 93% en el grupo con tenofovir-TAF y del 94% en el grupo con tenofovir-TDF (diferencia no significativa).

En la conferencia IDWeek, además, se presentaron los resultados del análisis de un subgrupo muy concreto: los mayores de 50 años. Dicho grupo genera un gran interés, ya que se trata de personas con mayor riesgo renal y óseo, que precisamente son los puntos débiles de los tratamientos basados en tenofovir-TDF. En dicho grupo, además, podría suponer un beneficio cambiar a tenofovir-TAF dado el menor impacto renal y óseo respecto a tenofovir-TDF observado en anteriores estudios (véase La Noticia del Día 25/10/2016).

El presente subestudio incluyó a 150 personas distribuidas aleatoriamente a recibir tenofovir-TAF/emtricitabina y a 144 que continuaron su tratamiento con tenofovir-TDF. Todas ellas eran mayores de 50 años (con una mediana de la edad de 55 años). El 90% de los participantes eran hombres y más del 80% de etnia blanca. La mediana del recuento de CD4 al inicio era de unas 660 células/mm3 en el grupo con tenofovir-TAF y de 590 células/mm3 en el grupo con tenofovir-TDF. La mediana global de la TFG era de 91 mL/min, el 40% de los participantes tenía hipertensión y el 7% diabetes (estas dos últimas condiciones constituyen factores de riesgo conocidos para el desarrollo de enfermedad renal).

Del mismo modo que en el caso de los resultados globales del estudio, en el presente subestudio las tasas de supresión virológica a las 48 semanas fueron similares en ambos brazos (del 96% en el grupo con tenofovir-TAF y del 94% entre quienes tomaban tenofovir-TDF). Solo el 1% de los participantes de ambos grupos presentó fracaso virológico y el 4% de las personas de ambos brazos del estudio se perdieron en el seguimiento.

Los dos regímenes fueron, en general, seguros y bien tolerados, pero los resultados referentes a la seguridad renal y ósea favorecieron, como era de esperar, a tenofovir-TAF. En ambos brazos, el 10% de los participantes experimentaron efectos adversos asociados al tratamiento y el 4% los padecieron de tipo grave. El 3% de las personas con tenofovir-TAF y el 1% de aquellas con tenofovir-TDF interrumpieron el tratamiento por causa de los efectos adversos (que en ningún caso eran de tipo renal u óseo).

Las personas que pasaron a tomar tenofovir-TAF experimentaron un incremento de la TFG de 8,8 mL/min y las que se mantuvieron con tenofovir-TDF también experimentaron un aumento de dicha tasa, aunque significativamente inferior (de 2,5 mL/min).

Los biomarcadores de la función renal en orina mejoraron en el grupo con tenofovir-TAF y empeoraron en el grupo con tenofovir-TDF. Así, el coeficiente proteína/creatinina disminuyó un 15% con tenofovir-TDF y aumentó un 10% con tenofovir-TAF; el cociente albúmina/creatinina disminuyó un 2% con tenofovir-TAF y aumentó un 16% con tenofovir-TDF; el cociente proteína de unión a retinol/creatinina disminuyó un 17% con tenofovir-TAF y aumentó un 23% con tenofovir-TDF y el coeficiente microglobulina β2/creatinina se redujo en un 42% con tenofovir-TAF y aumentó un 26% con tenofovir-TDF.

La densidad mineral ósea de la columna vertebral aumentó en un 1,9% entre quienes tomaban tenofovir-TAF y disminuyó un 0,2% entre quienes recibían tenofovir-TDF. En cuanto a la densidad mineral ósea de la cadera, esta aumentó en un 1% entre quienes tomaban tenofovir-TAF y disminuyó en un 0,3% entre quienes recibieron tenofovir-TDF.

Los niveles de lípidos sanguíneos aumentaron ligeramente con tenofovir-TAF, aunque el cociente colesterol total/colesterol HDL se mantuvo estable. Ello podría deberse a cierto efecto hipolipemiante de tenofovir, que sería mayor con tenofovir-TDF que con tenofovir-TAF ya que la primera formulación contiene más dosis total de fármaco.

Los resultados del presente subestudio muestran que el paso de tenofovir-TDF a tenofovir-TAF podría conllevar mejoras de la salud ósea y renal de personas con VIH a partir de los 50 años. Dada la reciente entrada en el mercado de tenofovir-TAF, dichos resultados deberán confirmarse en futuros estudios realizados en entornos reales (fuera de ensayos clínicos, donde los criterios de selección pueden alterar la generalización de las conclusiones) para, de este modo, determinar con exactitud el grado de mejora que conllevaría el cambio de tenofovir-TDF a tenofovir-TAF.

Fuente: Aidsmap / Elaboración propia (gTt-VIH).

Referencia: Daar ES et al. Efficacy and safety of tenofovir alafenamide vs tenofovir disoproxil fumarate in HIV-infected, virologically suppressed older adults: subgroup analysis of a randomized, double-blind switch study. IDWeek, New Orleans, abstract 952, 2016.

gTt en tu email

Mantente al día sobre los temas que más te interesan

Suscríbete a los boletines

Encuesta







Servicio de Consultas sobre Hepatitis Virales

© gTt - Grupo de Trabajo sobre Tratamientos del VIH

Contacto | Mapa del sitio | Política de privacidad | Licencia CreativeCommons | Accesibilidad

NO pulse este enlace o será baneado de este sitio - Do NOT follow this link or you will be banned from this site!
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web y mejorar su experiencia de usuario. Permaneciendo o navegando por esta web acepta la instalación de dichas cookies.
Más información | Cerrar
30