gTt-VIH

  1. La noticia del día

¿Qué sabe la población europea sobre la PrEP?

Se detectan numerosos casos de uso de esta estrategia sin prescripción médica

Según la encuesta online Flash PrEP realizada en Europa con la participación de, principalmente, hombres gais y otros hombres que practican sexo con hombres (HSH), alrededor de un tercio de los encuestados tendrían buenos conocimientos sobre la profilaxis preexposición (PrEP). La encuesta también detectó numerosos casos de uso de la PrEP sin prescripción médica.

La encuesta tuvo lugar de manera simultánea en 12 países europeos y se llevó a cabo entre el 15 de junio y el 15 de julio de 2016 El objetivo principal de la encuesta fue comprender mejor el conocimiento que la población europea tiene en torno a la PrEP, la disposición a tomarla y su uso fuera de prescripción. Los inscritos fueron incluidos en gran parte a través de ONG del VIH, apps para móvil y páginas de citas.

Un total de 15.880 personas respondieron a la encuesta, de los cuales 14.689 (92%) eran hombres, 907 (6%) mujeres, 247 personas transgénero (2%) y 37 que no definieron su género. La gran mayoría de los encuestados eran de Alemania (10.522) y el resto de participación se dividió entre los siguientes países: Francia (754), Holanda (620), Grecia (494), España (444), Rumania (419), Dinamarca (407), Reino Unido (398), Irlanda (516), Portugal (383), Italia (353), Suiza (274), otros países europeos (205) y otros países no europeos (91).

Debido a que la distribución de la muestra no fue homogénea, como consecuencia de la gran participación por parte de Alemania, los primeros resultados se han presentado en tres grupos: hombres que viven en Alemania, hombres que viven en otros países, mujeres y transexuales. La muestra procedente de Rumanía no se incluyó en el análisis por problemas de traducción en el cuestionario.

De los 10.288 hombres de Alemania que respondieron a la encuesta, la mitad de ellos tenían 37 años o menos. El 34% se definió como soltero, el 21% está teniendo citas, el 19% se encuentra en una relación abierta y el 25% en una relación. El 67% del total refirió haber tenido relaciones sexuales solo con otros hombres en los últimos 6 meses, el 21% declaró no tener compañeros sexuales y un pequeño porcentaje (7%) tuvo relaciones sexuales con ambos sexos. A nivel económico, el 52% se encontraba en una buena situación, el 42% explicitó no tener grandes dificultades en relación a la economía y el 6% tenía problemas para llegar a fin de mes.

Solamente el 37% tenía conocimientos sobre la PrEP anteriores a realizar la encuesta. Entre ellos, el 80% tenían un conocimiento correcto sobre la PrEP. En relación con las motivaciones para utilizarla, el 44% refirió que sesentiría más seguro y menos ansioso. Entre aquellos que no estaban interesados, lapreocupación por los efectos secundarios y el no querer tomar medicación a diario fueron los motivos más comunes. El4% de aquellos que tenían conocimiento sobre la PrEP la había tomado sin prescripción médica, obteniendo el fármaco a través de amigos que estaban en tratamiento antirretroviral o bien usando la profilaxis postexposición (PEP, en sus siglas en inglés) como PrEP. El 70% de estos consumidores sin prescripción médica de PrEP declararon no tener supervisión médica o no tenerla de forma regular durante el período de toma de PrEP. Casi el 80% de este grupo opinaba que la PrEP debería ofrecerse como estrategia de prevención e identificaron a los centros comunitarios y a las consultas de los médicos de familia como los lugares más apropiados para la dispensación de la PrEP. Al 40% de los encuestados de este grupo les gustaría que la PrEP fuera gratuita para aquellos que la necesitasen y el 41% manifestó que al menos una parte debería estar cubierta por la seguridad social.

Alrededor de la mitad de los 4.201 hombres pertenecientes a otros países diferentes de Alemania tenían 36 años o una edad inferior. El 45% se definió como soltero, el 11% estaba teniendo citas, el 17% tenía una relación abierta y el 27% se encontraba en una relación. El 76% del total refirió haber tenido relaciones sexuales solo con otros hombres en los últimos 6 meses, el 17% declaró no tener compañeros sexuales y el 3% tuvo relaciones sexuales con ambos sexos. En relación a la economía, el 30% se encontraba en una buena situación, el 58 % explicitó no tener grandes dificultades con relación a la economía y el 12 % tenía problemas para llegar a fin de mes.

A diferencia de la muestra anterior, en este grupo el 77% dijo que sabía lo que era la PrEP antes de realizar la encuesta. Entre estos, casi el 80% tenía un conocimiento correcto sobre la estrategia. Como razones principales para usarla, el 54% refirió que se sentiría más seguro y menos ansioso durante las relaciones sexuales. En este grupo de hombres se señaló como motivo para no usarla la falta de necesidad de cambiar el método de prevención frente al VIH y el no querer tomar medicación a diario. Entre los encuestados que sabían qué era la PrEP antes de la encuesta,

el 5% ya la estaba tomando de manera informal obteniéndola mayoritariamente en internet o, como el grupo anterior, usando el tratamiento PEP como PrEP. Dos terceras partes de los que ya la tomaban declararon no tener supervisión médica o tenerla de forma irregular durante el período de toma de la PrEP. El 85% de este grupo opinó que la PrEP debería incluirse dentro del paquete de prevención completo señalando, del mismo modo que el grupo de hombres alemanes, a los centros comunitarios y a las consultas de los médicos de familia como los lugares más apropiados para su dispensación. Al 51% de los pertenecientes a este grupo les gustaría que la PrEP fuera gratuita para aquellos que la necesitasen y el 38% señaló que debería estar cubierto en parte por la seguridad social.

Las mujeres y las personas transgénero que respondieron a la encuesta no fueron divididas por su país de pertenencia para el análisis de los datos. El número de mujeres que respondió la encuesta fue de 690, la mayoría pertenecía a Alemania, Suiza o Portugal y la mitad de ellas tenían 30 años o una edad inferior. El 28 % se definió como soltera, el 11% estaba teniendo citas, el 9 % tenía una relación abierta y el 52 % mantenía una relación. El 64 % refirió haber tenido relaciones sexuales con hombres en los últimos 6 meses, el 23 % declaró no tener compañeros sexuales, el 6% con otras mujeres y el 5 % tenía relaciones sexuales con ambos sexos. Con relación a la economía, el 19 % se encontraba en una buena situación, el 65 % explicitó no tener grandes dificultades con relación a la economía y el 16 % tenía problemas para llegar a fin de mes.

El 47% dijo que sabía lo que era la PrEP antes de realizar la encuesta de las cuales el 74 % tenía un conocimiento correcto sobre la estrategia. El 18% declaró estar interesada en usarla y refirieron como razones sentirse más segura y menos ansiosa durante las relaciones sexuales. Como motivos para no usarla se señalaron la falta de necesidad de cambiar de estrategia de prevención y la percepción de no estar en riesgo de infección por el VIH. Entre las encuestadas que sabían qué era la PrEP antes de la encuesta, el 1% (4 mujeres) ya la estaba tomando de manera informal obteniéndola a través de un amigo con el VIH que les proporcionaba el medicamento, a través de otro amigo consumidor de PrEP o a través de recetas médicas diciendo que eran seropositivas. Estas 4 mujeres declararon no tener supervisión médica o tenerla de forma irregular durante el período de toma de la PrEP. El 84% de este grupo opinó que la PrEP debería incluirse dentro del paquete de prevención completo señalando a los centros comunitarios y a las consultas de los médicos de familia como los lugares más apropiados para su entrega. Al 64% les gustaría que la PrEP fuera gratuita para aquellos que la necesitasen y el 29% señaló que su coste debería estar cubierto de manera parcial por parte de la seguridad social.

En total, 245 participantes transgénero contestaron a la encuesta. La mitad de estas personas tenían 28 años o una edad inferior. El 40 % se definió como soltero/a, el 22 % estaba teniendo citas, el 19% tenía una relación abierta y el 20% se encontraba en una relación. El 36 % refirió haber tenido relaciones sexuales con hombres en los últimos 6 meses, el 37 % declaró no tener compañeros sexuales, el 6% con mujeres, el 7 % tuvo relaciones sexuales con ambos sexos, el 6% con hombres y transgénero y el 2% solo con otras personas transexuales. En relación a la economía, el 17 % se encontraba en una buena situación, el 58 % explicitó no tener grandes dificultades en relación a la economía y el 25 % tenía problemas para llegar a fin de mes.

El 55% dijo que sabía lo que era la PrEP antes de realizar la encuesta de los cuales el 75 % tenía un conocimiento correcto sobre la estrategia. El 44% de estas personas declararon estar interesadas en usarla y refirieron como razones para hacerlo sentirse más seguras y menos ansiosas. Como motivos para no usarla se señalaron la preocupación por los efectos secundarios y el no querer tomar medicación todos los días. Entre las personas transgénero que sabían qué era la PrEP, el 4% (5 personas) ya la estaba tomando de manera informal - obteniéndola a través de un amigo con el VIH que les proporcionaba los medicamentos-, comprándolas online u obteniéndolos a través de un participante en un ensayo clínico de PrEP. Del total de personas de este grupo que consumían PrEP sin prescripción, 3 declararon no contar con supervisión médica o tenerla de forma irregular. El 84% de este grupo opinaba que la PrEP debería incluirse dentro del paquete de prevención completo señalando a los centros comunitarios y a las consultas de los médicos de familia como los lugares más apropiados para su entrega. Al 64 % le gustaría que la PrEP fuera gratuita para aquellos que la necesitasen y el 25 % señaló que el coste de la PrEP debería estar cubierto de forma parcial por la seguridad social.

Los resultados del estudio sugieren que la población europea encuestada estaría interesada en el uso de la PrEP como estrategia de prevención del VIH. La mayoría de los encuestados opinaron que la PrEP debería ser entregada en el marco de un paquete de prevención completo, que se dispensara en centros comunitarios o consultas de médicos de familia y que fuera gratuita o su coste cubierto de forma parcial por la seguridad social.

El hecho de que un número significante de personas la estén tomando sin prescripción médica y, a menudo, sin un seguimiento médico adecuado, pone de manifiesto la necesidad de regular esta estrategia para poder optimizar su efectividad, seguridad y tolerabilidad.

Fuente: AIDSMAP/ Elaboración propia ( gTt-VIH )

Referencia: Los resúmenes de los primeros resultados de la encuesta Flash PrEP en Europa pueden consultarse en diez idiomas en http://www.aides.org/FlashPrEPinEurope . La versión en español se puede encuentra en este enlace

http://www.aides.org/sites/default/files/newsletter_images/ResultPrepESP_vf.pdf

gTt en tu email

Mantente al día sobre los temas que más te interesan

Suscríbete a los boletines

Encuesta







VIH, embarazo y salud materna. Guía básica para mujeres que viven con VIH

© gTt - Grupo de Trabajo sobre Tratamientos del VIH

Contacto | Mapa del sitio | Política de privacidad | Licencia CreativeCommons | Accesibilidad

NO pulse este enlace o será baneado de este sitio - Do NOT follow this link or you will be banned from this site!
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web y mejorar su experiencia de usuario. Permaneciendo o navegando por esta web acepta la instalación de dichas cookies.
Más información | Cerrar
30