gTt-VIH

  1. La noticia del día

Se identifican dos mecanismos que permiten a dos pacientes controlar el VIH tras interrumpir la terapia antirretroviral

El estudio pone de manifiesto la necesidad de realizar un seguimiento más estrecho de los participantes en estudios basados en interrupciones analíticas del tratamiento para evitar las potenciales consecuencias negativas de la interrupción

Un estudio estadounidense, cuyos resultados se han publicado en la revista Nature Medicine, ha hallado dos mecanismos distintos que permitirían a las personas con el VIH poder controlar el virus durante un periodo prolongado de tiempo tras dejar la terapia antirretroviral bajo supervisión médica. Los hallazgos del estudio podrían servir de base a los investigadores para desarrollar nuevas herramientas dirigidas a la remisión del VIH.

Algunas personas infectadas por el VIH logran suprimir el virus en ausencia de tratamiento antirretroviral. El mecanismo o mecanismos subyacentes que permiten dicha supresión resultan de gran interés para la investigación. En la actualidad, las interrupciones analíticas del tratamiento constituyen un tipo de investigación en auge y se utilizan en estudios que analizan la cura funcional del VIH o el desarrollo de vacunas terapéuticas (véase La Noticia del Día 16/09/2021). Las IAT se deben realizar garantizando la máxima seguridad posible de las personas voluntarias que participan en dichos estudios (véase La Noticia del Día 22/05/2019).

Un equipo de investigadores del Instituto Nacional de Alergias y Enfermedades Infecciones de EE UU (NIAID, en sus siglas en inglés), perteneciente a los Institutos Nacionales de Salud de EE UU (NIH, en sus siglas en inglés), realizó un estudio sobre dos casos de personas infectadas por el VIH que controlaron la carga viral plasmática durante periodos prolongados de tiempo después de someterse a una interrupción analítica de tratamiento.

En el estudio participaron dos personas adultas con el VIH que iniciaron la terapia antirretroviral poco después de adquirir el virus y continuaron con el tratamiento durante más de seis años, logrando suprimir el VIH. A continuación, las personas se inscribieron a un estudio sobre el VIH y dejaron de tomar el tratamiento antirretroviral bajo supervisión médica. El equipo de investigadores realizó el seguimiento a una de estas personas durante cuatro años y a la otra durante más de cinco años, con visitas de estudio aproximadamente cada dos o tres semanas.

Se monitorizó el momento en el que aparecieron rebotes del VIH y la magnitud de los mismos en cada participante, es decir, los instantes en que la cantidad de VIH en su sangre se volvió detectable. Uno de los participantes -primer participante- suprimió el virus con repuntes virales intermitentes durante casi 3,5 años, momento en el que empezó a tomar una terapia antirretroviral subóptima sin decírselo al equipo del estudio. El otro participante -segundo participante- suprimió casi por completo el VIH durante casi 4 años, momento en el que el virus repuntó de forma drástica porque se reinfectó por una cepa diferente del VIH, un fenómeno conocido como superinfección.

En el primer participante, pero no en el segundo, se hallaron niveles elevados de células inmunitarias específicas del VIH, denominadas células T CD8, que pueden eliminar las células infectadas por el virus. Esto indica que en cada persona actuaban mecanismos de control viral distintos. También se observó que el segundo participante, que tenía una respuesta más débil de las células T CD8 frente al VIH, mostró una respuesta de anticuerpos neutralizantes muy fuerte durante todo el periodo de seguimiento hasta el repunte viral repentino. Según los científicos, esto sugiere que los anticuerpos neutralizantes pueden haber desempeñado un papel importante para facilitar la supresión casi completa del VIH en esta persona hasta que adquirió de nuevo una cepa diferente del virus (superinfección).

Los investigadores hicieron hincapié en que, para evitar la aparición de resistencias virales y prevenir posibles interpretaciones erróneas de los datos científicos en estudios como este, es importante realizar pruebas rutinarias de detección de medicamentos antirretrovirales en el organismo a los participantes con el VIH que interrumpen el tratamiento durante periodos prolongados. Además, los investigadores identificaron la superinfección por el VIH como una posible causa del rebote viral repentino en personas con el VIH que interrumpen el tratamiento, especialmente cuando el rebote se produce tras un periodo prolongado de supresión del virus.

Como conclusión, los investigadores señalan que sus hallazgos proporcionan una perspectiva de los distintos mecanismos de control de la interrupción del tratamiento antirretroviral y destacan la importancia de la supervisión frecuente del uso no declarado de la terapia y de la superinfección durante la fase de interrupción analítica del tratamiento.

Fuente:POZ /Elaboración propia (gTt-VIH).

Referencia:Blazkova J, Gao F, Marichannegowda MH, et al. Distinct mechanisms of long-term virologic control in two HIV-infected individuals after treatment interruption of anti-retroviral therapy. Nat Med (2021). https://doi.org/10.1038/s41591-021-01503-6

gTt en tu email

Mantente al día sobre los temas que más te interesan

Suscríbete a los boletines

Encuesta





Opciones de tratamiento de la dependencia de opiáceos para personas que viven con VIH

© gTt - Grupo de Trabajo sobre Tratamientos del VIH

Contacto | Mapa del sitio | Aviso legal | Política de privacidad | Política de cookies | Licencia CreativeCommons | Accesibilidad

NO pulse este enlace o será baneado de este sitio - Do NOT follow this link or you will be banned from this site!