gTt-VIH

  1. La noticia del día

EACS 2017: Diagnosticar y tratar el VHC en hombres gais reduce la prevalencia de la hepatitis C en dos terceras partes

Añadir una intervención conductual en cuatro sesiones basada en el counselling para evitar el potencial riesgo de reinfección por el VHC se muestra aceptable entre hombres gais y otros HSH con el VIH

Un programa basado en el enfoque ‘diagnosticar y tratar’ ha permitido curar el 99% de los hombres gais, bisexuales y otros hombres que practican sexo con otros hombres (HSH) con el VIH de la Cohorte Suiza del VIH y esta curación ha logrado disminuir la prevalencia de la hepatitis C en casi dos terceras partes. Estas son las principales conclusiones de un estudio cuyos resultados fueron presentados recientemente en Milán (Italia) en el transcurso de la 16 Conferencia Europea sobre el Sida de la Sociedad Clínica Europea del Sida (EACS 2017).

Desde inicios de 2000, se han comunicado en algunas ciudades del Reino Unido, Europa (España incluida), Australia y EE UU brotes de infección aguda por el VHC en grupos de hombres gais, bisexuales y otros HSH con el VIH. En la Cohorte Suiza del VIH, por ejemplo, se ha registrado, desde 2010, un aumento de 20 veces en la incidencia del VHC observándose las tasas más elevadas a partir de 2008 de forma similar a lo que sucede en otros países de Europa occidental.

Cada vez son mayores los indicios de que la transmisión del VHC en este colectivo es relativamente frecuente a través de prácticas sexuales de alto riesgo (tales como el sexo anal traumático o fisting –introducción total o parcial de la mano en el ano de la pareja–), sexo en grupo sin preservativo o empleo de drogas (inyectables y/o inhaladas) durante sesiones de sexo prolongadas (ChemSex), y por la presencia concomitante de infecciones de transmisión sexual (ITS) ulcerativas, entre otros factores. Además, dadas las elevadas tasas de reinfección por el VHC que se registran en estos pacientes tras una curación por tratamiento o por aclaramiento espontáneo (véase La Noticia del Día 03/10/16), resulta crucial implementar intervenciones específicas para intentar cortar el ciclo de infección-curación-reinfección por el VHC.
 
Durante la edición de 2017 de la conferencia de la EACS, se presentaron los resultados de Swiss HCVree Trial, un estudio abierto basado en el enfoque ‘diagnosticar y tratar’: cribado del VHC, tratamiento e intervenciones conductuales basadas en el counselling con el objetivo de eliminar la infección por el VHC –y el riesgo de reinfección– en los hombres gais, bisexuales y otros HSH de la Cohorte Suiza del VIH.

El ensayo se desarrolló en tres fases. En la primera, de ocho meses de duración (del 1 de octubre de 2015 al 31 de mayo de 2016), se realizó la detección de ARN del VHC en todos los hombres gais, bisexuales y otros HSH (n=3.722) de la cohorte para evaluar la prevalencia de hepatitis C virémica. El cribado identificó a 177 hombres con infección crónica por el VHC (4,8%) de los cuales un total de 147 conocía previamente su diagnóstico (83,1%). Por lo tanto, se diagnosticaron 30 (17%) nuevas infecciones por el VHC a través del cribado activo de pacientes.

En la segunda fase, que duró nueve meses (del 1 de junio de 2016 al 28 de febrero de 2017), a todos los pacientes con infección por el VHC de genotipo 1 o 4 se les ofreció iniciar de forma inmediata el tratamiento con grazoprevir/elbasvir (Zepatier®) durante 12 o 16 semanas –dependiendo de los resultados del test de resistencias basal– añadiendo ribavirina ajustada al peso para los pacientes con genotipo 1a naive y pretratados con interferón pegilado más ribavirina (IFN-PEG + RBV) y polomorfismos basales en la NS5A; para los pacientes con genotipo 1a o 1b pretratados con un régimen basado en un inhibidor de la proteasa del VHC junto con IFN-PEG + RBV; y para los pacientes con genotipo 4 pretratados con IFN-PEG + RBV.

Del total de los 177 hombres con el VIH diagnosticados de infección crónica por el VHC, un total de 122 participantes fueron incluidos en el ensayo. Del resto, 34 recibieron tratamiento fuera del ensayo; 11 tenían un genotipo distinto al 1 o al 4; 6 pacientes tenían contraindicaciones para recibir el tratamiento; y los restantes se perdieron durante el seguimiento o no quisieron participar en el estudio.

Los participantes en el ensayo tenían una mediana de edad de 46 años; la mayoría (88%) eran caucásicos y todos excepto uno estaban tomando terapia antirretroviral. Los pacientes habían sido diagnosticados de hepatitis C una mediana de 3 años antes de entrar en el estudio y un 79% tenía un estadio de fibrosis F0-F1, lo que indica la enfermedad hepática apenas tenía afectación. Solo un 6% tenía un estadio de fibrosis hepática F3-F4.

Los genotipos predominantes fueron el 1a (67%) y el 4 (26%) documentándose el genotipo 1b en un 7% de los participantes. La carga viral del VHC fue relativamente baja a nivel basal (865.279 UI/mL).

Los resultados muestran que todos los pacientes excepto uno lograron respuesta virológica sostenida 12 semanas tras la finalización del tratamiento –RVS12; que se considera la curación de la infección por el VHC–, lo que supuso una tasa de RVS12 de 99,2%. El hombre que no respondió (0,8%) se trató de un paciente naive con genotipo 4 del VHC que, aunque mantuvo una buena adherencia, tuvo un recidiva de la carga viral tras finalizar el tratamiento.

El tratamiento con grazoprevir/elbasvir se mostró bien tolerado sin que se registraran efectos secundarios graves ni interrupciones debidos a la medicación. Un 29% comunicó efectos secundarios relacionados con la medicación (fatiga, diarrea, náuseas/vómitos y prurito).

En el estudio 68 hombres habían comunicado mantener prácticas sexuales sin preservativo con parejas ocasionales. Uno de los aspectos más importantes tras la eliminación del VHC en pacientes en situación de alto riesgo –como algunos hombres que participan en sesiones de ChemSex– es prevenir la reinfección por el VHC. Por esta razón, en la segunda fase del estudio, de los 68 hombres que revelaron practicar sexo sin preservativo con parejas ocasionales, un total de 51 aceptaron participar en una intervención conductual basada en la técnica del counselling motivacional.

Un 65% de estos hombres señalaron el sexo anal sin protección como potencial factor de riesgo de VHC; solo un 30% comunicó compartir parafernalia para la inyección o la inhalación de drogas. Un 29% comunicó el uso de juguetes sexuales o la práctica del fisting como potenciales factores de riesgo de VHC. De entre los 51 hombres que aceptaron realizar la intervención conductual, 40 comunicaron consumir drogas, principalmente metanfetamina (43%) y GBL/GHB (57%).

La primera sesión de la intervención se centró en las respuestas emocionales a los problemas de sexo seguro; la segunda versó sobre posibles soluciones individualizadas; la tercera se centró en desarrollar un plan de reducción de riesgo personalizado; y, por último, la cuarta sesión se trató de una reflexión sobre la importancia de lograr el objetivo (la curación de la hepatitis C) y de cómo mantenerlo.

La tasa general de cumplimiento de la intervención fue elevada (90%), de los 51 participantes, 46 completaron las cuatro sesiones de la intervención conductual. 

La tercera fase del estudio duró 9 meses (del 1 de marzo al 31 de octubre de 2017. Durante esta fase se volvió a realizar el cribado de ARN del VHC para comprobar si se había producido alguna reinfección desde la curación. Los resultados del cribado muestran que, hasta a fecha, no se ha producido ninguna reinfección por el VHC.

Los resultados de este estudio muestran cómo una intervención basada en el diagnóstico, tratamiento e intervención conductual resulta efectiva en el abordaje de la infección y la reinfección por el VHC en hombres gais, bisexuales y otros HSH con el VIH que se encuentran en una situación de riesgo elevado. El tratamiento resultó muy eficaz y se mostró seguro y bien tolerado por los participantes. Resulta especialmente remarcable la elevada aceptación de la intervención conductual entre la población de mayor riesgo del estudio.

Fuente: Aidsmap / Elaboración propia (gTt-VIH)
Referencia: Braun D et al. High SVR12 rates with grazoprevir/elbasvir +/- ribavirin for 12-16 weeks guided by genotypic resistance testing among HIV/HCV coinfected MSM in the Swiss HCVree trial. 16th European AIDS Conference, 25-27 October, Milan, abstract PS9/4, 2017.

Nicca D et al. Doing the impossible: an e-health-assisted counselling intervention to reduce risk in HCV-reinfection in men who have sex with men. 16th European AIDS Conference, 25-27 October, Milan, abstract PE25/24, 2017.

gTt en tu email

Mantente al día sobre los temas que más te interesan

Suscríbete a los boletines

Encuesta





Contactos para personas con VIH

© gTt - Grupo de Trabajo sobre Tratamientos del VIH

Contacto | Mapa del sitio | Política de privacidad | Licencia CreativeCommons | Accesibilidad

NO pulse este enlace o será baneado de este sitio - Do NOT follow this link or you will be banned from this site!
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web y mejorar su experiencia de usuario. Permaneciendo o navegando por esta web acepta la instalación de dichas cookies.
Más información | Cerrar
30