gTt-VIH

  1. La noticia del día

Los efectos adversos, ser joven y las barreras en el acceso se asocian a una mayor probabilidad de interrumpir la PrEP

Las personas que abandonan la PrEP en Alemania continúan encontrándose en una situación de riesgo elevado de VIH por lo que constituyen una población prioritaria a la que dirigir los esfuerzos en prevención  

Según un estudio alemán publicado en BMC Public Health, la interrupción de la profilaxis preexposición (PrEP) frente al VIH en Alemania se asociaría a factores tales como tener menos edad, sentirse insatisfecho con la vida sexual o tener problemas de acceso. El estudio, que incluyó tanto a usuarios que estaban recibiendo la PrEP en la actualidad como aquellos que la habían tomado en el pasado, halló que un 19% de estos últimos comunicó un uso inconsistente del preservativo tras abandonar la PrEP lo que indica que seguían estando en una situación de riesgo elevado de contraer el VIH.

Es un hecho demostrado que ka PrEP es una herramienta preventiva muy efectiva en la prevención del VIH. Su despliegue y uso más extendido han reducido las tasas de nuevos diagnósticos de VIH en hombres gais, bisexuales y otros hombres que tienen sexo con otros hombres (GBHSH) en numerosos contextos. Sin embargo, el éxito de los programas de PrEP depende de la capacidad para no dejarla de tomarla mientras se está en riesgo de adquirir el VIH. En este sentido, estudios previos han registrado un elevado número de abandonos en el primer año tras su inicio.

Con el fin de identificar los motivos por lo que los usuarios de la PrEP la abandonan y determinar su riesgo de infección tras la interrupción, un grupo de investigadores alemanes llevó a cabo un estudio que incluyó a 4.848 usuarios actuales de la PrEP y 609 que lo habían sido en el pasado. Los participantes fueron reclutados entre 2018 y 2019 a través de aplicaciones de búsqueda de citas, los centros de prueba de VIH, un sitio web de la comunidad usuaria de PrEP y el boca a boca y se les realizó una encuesta anónima sobre el uso de la PrEP, la conducta sexual, las razones para suspenderla y los efectos secundarios.

Los resultados muestran que los participantes que habían recibido la PrEP anteriormente presentaron más probabilidades de encontrarse en el grupo de personas más jóvenes, con edades comprendidas entre 18 y 29 años (cociente de probabilidades ajustado [CPa]= 1,6; intervalo de confianza del 95%: 1,1-2,3). Además, este grupo también tuvo más probabilidades de haber tomado la PrEP durante un periodo más corto de tiempo (tres meses o menos; CPa: 1,6; IC95%, 1,2 – 2,1).

Por otro lado, el 66% de los usuarios que utilizaron la PrEP en el pasado manifestaron encontrarse insatisfechos con su vida sexual en comparación con un 35% de los usuarios actuales. Aunque los usuarios de la PrEP en el pasado tuvieron más probabilidades de comunicar un uso consistente del preservativo (CPa: 6,7; IC95%, 5,1 – 8,9) que los usuarios actuales, casi una quinta parte de aquellos manifestaron utilizarlo solo la mitad de las veces o menos con parejas casuales y un número elevado de parejas recientes.

Las razones por las que los usuarios interrumpieron esta herramienta de prevención fueron variadas. Un amplio porcentaje indicó tener menos necesidad de utilizarla debido a un cambio en su estado de pareja (32%) o a sentirse suficientemente protegidos con otras herramientas de prevención (25%).

La medicalización de la prevención fue la razón esgrimida por el 25% de los ex usuarios de la PrEP mientras que el 23% manifestó no querer tomar cada día un comprimido . El temor por los efectos secundarios a largo plazo fue expresado por el 24% de los participantes que tomaron la PrEP en el pasado mientras que un 17% informó como motivo de la interrupción haber experimentado efectos secundarios.

Entre las barreras estructurales que supusieron la interrupción de la PrEP, los usuarios citaron las dificultades para encontrar un médico que la quisiera prescribir (12%) o para pagarla (26%) antes de que Alemania hubiese autorizado su financiación pública.

Otros motivos para la interrupción esgrimidos por los participantes fueron haber contraído demasiadas infecciones de transmisión sexual (11%); no sentirse suficientemente protegidos por la PrEP (8%), percibir una conducta inmoral la toma de la PrEP (6%); la seroconversión al VIH (3%); y el miedo a ser estigmatizado por tomar la PrEP (2%).

Las razones esgrimidas para interrumpir la PrEP generalmente difirieron según el tiempo que las personas habían estado tomando la PrEP (un periodo mayor o menor a tres meses). Los participantes que tomaron la PrEP durante, más o menos, tres meses tuvieron más probabilidades de interrumpirla debido a las preocupaciones sobre los efectos secundarios a largo plazo (32% frente a 23%; p=0,015; a no querer tomar una sustancia química (33% frente a 24%; p=0,002). En contraposición, los participantes que tomaron la PrEP durante un periodo superior a tres meses antes de interrumpirla, esgrimieron un cambio en su estado de pareja para hacerlo (40% frente a 31%; p=0,029).

También se observaron diferencias de acuerdo con la pauta de dosificación. Así, los ex usuarios que tomaron la PrEP diaria tuvieron más probabilidades de manifestar su preocupación por los efectos secundarios que las personas que la tomaron a demanda (28% frente a 13%; p<0,001).

Las tasas de efectos secundarios fueron también más elevadas entre los ex usuarios de la PrEP (44% frente a 27%; p<0,001). Los efectos adversos más habituales entre los usuarios que la interrumpieron fueron fueron nauseas, cefalea y dolor de estómago.

En sus conclusiones, los autores de este estudio señalan que la interrupción de la PrEP puede ser debida a una fluctuación del riesgo individual del VIH; pero también puede ser la consecuencia de factores evitables. Por esta razón, las potenciales intervenciones para prevenir la interrupción prematura de la PrEP deberían incluir estrategias individualizadas y adaptadas a las necesidades de las personas más jóvenes; una disminución de las barreras de acceso a la PrEP; y una comunicación efectiva que permita a los usuarios reducir el riesgo de desarrollar efectos secundarios.
 
Fuente: Aidsmap / Elaboración propia (gTt-VIH)
Referencias: Koppe U et al. Barriers to using HIV pre-exposure prophylaxis (PrEP) and sexual behaviour after stopping PrEP: a cross-sectional study in Germany. BMC Public Health, 21: 159, January 2021

gTt en tu email

Mantente al día sobre los temas que más te interesan

Suscríbete a los boletines

Encuesta





Suscripción a los servicios informativos de gTt

© gTt - Grupo de Trabajo sobre Tratamientos del VIH

Contacto | Mapa del sitio | Aviso legal | Política de privacidad | Política de cookies | Licencia CreativeCommons | Accesibilidad

NO pulse este enlace o será baneado de este sitio - Do NOT follow this link or you will be banned from this site!