Se me volteó la vida

Decidí ir a chequearme sin pensar el golpe que me llevaría. Nada, me mandaron hacer exámenes de rutina incluyendo la prueba del VIH.

Fui a buscar mis resultados al día siguiente y en la sala de espera veo que tardan mucho tiempo en llamarme y me empezó un escalofrío raro y me pidieron la identificación, muy raro. Ya estaba sudando, pues sabía que algo no andaba bien.

Finalmente me llaman a una habitación donde hay una chica y me dice que mi resultado fue "cronológicamente positivo al virus del VIH". Me dio de todo mientras ella me explicaba que había tratamiento y no sé cuántas cosas, pero tuvieron que darme hasta agua porque no logré ni tragar saliva. Jamás imaginé que me pasaría eso.

Salí y ese día no pude trabajar ni dormir. Al día siguiente fui a otro laboratorio a hacérmela nueva vez pensando que era un error. Nunca he sido promiscuo, me decía yo. También dio positivo de nuevo.

Me tocó ser fuerte e ir a un centro de atención donde me mandaron hacer carga viral. Y ya la tenía en 131000 copias, mientras que los CD4 están en 321. Pues nada, empecé mi tratamiento.

Le conté a un amigo, pero se me volteó la vida. Deje el trabajo y la Universidad. No salgo ya, me siento mal. Hace poco se lo conté a mi mamá y ella me apoya y me da fuerzas siempre, pero no es fácil y no quiero derrumbarme frente a ella. Ella es quien siempre me ha dado fuerzas para seguir.

He sido fuerte para no caer, pero es duro esto. Ahora me siento mal del estómago, siento cosquilleos por todos lados. Hace poco estuve de viaje y luego de volver a mi país tengo vértigos y trastornos del equilibrio.

Al menos todas las demás pruebas son no reactivas, pero no es fácil. Siento que mi mente no me ayuda.

Cuéntenme sus historias, necesito amigos que me ayuden a superar esto y seguir.