gTt-VIH

  1. Lo+Positivo 23, octubre 2002
  2. Al Detalle

Di NO al N-9

al detalle

¿Te suena el nonoxynol-9 (N-9)? Es un ingrediente activo de la mayoría de los productos de control de la natalidad que se venden en las farmacias. Además algunos condones están recubiertos con N-9. Pero hay algo que debes saber: nuevos estudios han mostrado que, pese a que dichos productos funcionan para el control de la natalidad, no reducen el riesgo de adquirir el VIH. De hecho, podría incrementarlo. 

El N-9 se diseñó para eliminar el esperma y se ha empleado para el control de la natalidad durante más de 50 años. En los 80, los investigadores descubrieron que el N-9 puede eliminar el VIH y otras infecciones de transmisión sexual (ITS). Así que empezaron a testarlo para comprobar si el N-9 podría utilizarse como microbicida, o sea un producto que colocado en la vagina o el recto antes del sexo reduciría el riesgo de adquirir el VIH u otras ITS. 

En resumen, los análisis mostraron que los productos con pequeñas dosis de N-9 empleados unas pocas veces a la semana eran seguros. Pero emplear productos con altas dosis, u otros productos con N-9 pero frecuentemente (más de una vez al día), podía irritar la vagina y facilitar que el VIH se introdujera en el torrente sanguíneo de la mujer que estuviera expuesta a él. 

En julio de 2000 un estudio mostró que incluso el uso frecuente de un producto con una dosis muy baja podía ser irritante. Por ello los Centros para el Control de las Enfermedades (CDC, en sus siglas en inglés) anunciaron que las personas no debían utilizar N-9 para la prevención de enfermedades. Afirmaron incluso que los condones lubricados sin más eran más seguros que los condones recubiertos con N-9: aunque utilizar condones con N-9 sigue siendo más seguro que no utilizar ningún tipo de ellos. 

En octubre de 2001, la Organización Mundial de la Salud (OMS) convocó un gran encuentro sobre N-9 con expert@s de todo el mundo. L@s expert@s decidieron entonces que: 

  • N-9 no es eficaz para prevenir la transmisión del VIH o de otras ITS y no debería utilizarse o ser publicitado para prevenir la infección. 
  • Los productos con N-9 (sólo o utilizado con un diafragma o barrera cervical) son buenas opciones para el control de la natalidad de algunas mujeres. Ahora bien el N-9 también podría incrementar las posibilidades que tiene una mujer de infectarse si se expone al VIH. Por ello, las mujeres en situación de riesgo de contraer el VIH, especialmente las que practican el sexo más de una vez al día, no deberían utilizar el N-9 como forma de control de la natalidad. 
  • Las mujeres en una situación de bajo riesgo o sin riesgo de contraer el VIH pueden seguir utilizando el N-9 como forma de control de la natalidad excepto si les provoca irritación. 
  • Los productos con N-9 no deben utilizarse nunca para el sexo anal. El recto es más frágil que la vagina. Incluso las muy pequeñas cantidades de N-9 en los condones y en los lubricantes pueden dañar el recto e incrementar el riesgo de contraer el VIH. 
  • No existe ninguna prueba de que los condones con N-9 proporcionen una mejor protección frente al embarazo o la infección que los condones simplemente lubricados. Dado que los condones con N- 9 pueden causar irritación, no deben promocionarse. 

Los condones y lubricantes que contienen N-9 todavía se encuentran en las farmacias, las sex shops y en algunos centros de salud y ONG. 

En septiembre de 2002 un amplio grupo de activistas y científic@s pidieron a l@s fabricantes que dejaran de elaborar condones y lubricantes con N-9. El grupo también urgió a l@s consumidores a leer atentamente las etiquetas de los productos y a evitar los productos que incorporasen N-9 (a menos que eligieran utilizarlos como un método de control de la natalidad y no estuvieran en situación de riesgo de adquirir el VIH). 

L@s activistas también pidieron más investigación para encontrar un microbicida que proteja de verdad a las personas frente a la infección. Hay una urgente necesidad de microbicidas seguros y efectivos, cuya posibilidad de desarrollo es real. Pero el N-9 no es uno de ellos. 

REFERENCIA:
Say No to N-9. www.positivewords.com

  

Comentar

Nota: No serán publicados los comentarios ofensivos, los que puedan resultar inapropiados para personas de otras confesiones religiosas ni los que contengan datos personales. gTt no se hace responsable de las opiniones publicadas.

No hay comentarios aún ¡Sé el primero en dejar uno!

Enviar un comentario nuevo

*
*

Por ejemplo: contact@gtt-vih.org.

*

*

gTt en tu email

Mantente al día sobre los temas que más te interesan

Suscríbete a los boletines

Encuesta





Servicio de Consultas sobre Hepatitis Virales

© gTt - Grupo de Trabajo sobre Tratamientos del VIH

Contacto | Mapa del sitio | Política de privacidad | Licencia CreativeCommons | Accesibilidad

NO pulse este enlace o será baneado de este sitio - Do NOT follow this link or you will be banned from this site!
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web y mejorar su experiencia de usuario. Permaneciendo o navegando por esta web acepta la instalación de dichas cookies.
Más información | Cerrar
30