gTt-VIH

  1. La noticia del día

GeSIDA 2015: El diagnóstico tardío del VIH incrementaría el riesgo de fallecer, especialmente durante el primer año

A pesar de la disminución de los diagnósticos tardíos en la última década en España, el análisis de los pacientes incluidos en la cohorte CoRIS revela que la tasa continúa siendo elevada en mujeres que adquieren el VIH por vía sexual

Un estudio presentado por investigadores de la Cohorte de la Red de Investigación en Sida (CoRIS) en el VII Congreso Nacional del Grupo de Estudio del Sida (GeSIDA) que se celebra estos días en Madrid, ha evaluado el impacto del diagnóstico tardío sobre la mortalidad a corto, medio y largo plazo en los participantes de la cohorte, de ámbito español. Durante el primer año posterior al diagnóstico, las personas con diagnóstico tardío presentarían un riesgo de fallecer 10 veces superior al del resto de diagnosticados.

CoRIS es una cohorte prospectiva, multicéntrica y abierta de personas adultas con VIH. En la actualidad cuenta con la participación de 33 centros sanitarios públicos de 13 Comunidades Autónomas españolas. El presente análisis incluyó a todos aquellos nuevos diagnósticos de infección por VIH que tuvieron lugar desde la puesta en marcha de la cohorte en el año 2004 hasta el 31 de mayo de 2013. Se definió diagnóstico tardío a todo aquel que tuviera lugar en personas con niveles de CD4 inferiores a 350 células/mm3.

La población del estudio estuvo formada por un total de 7.165 personas diagnosticadas, de las cuales el 47% fueron diagnosticadas de forma tardía. El 83% de los participantes eran hombres. Las vías de transmisión más probables fueron relaciones sexuales entre hombres gais y otros hombres que practican sexo con hombres (HSH) (58% de los casos), relaciones heterosexuales (33% de los casos) y el uso de drogas intravenosas (7% de los casos). El 70% de los participantes eran de origen español. De las personas de origen extranjero, el 59% provenía de Latinoamérica y el 17% del África subsahariana.

Del 47% de personas con diagnóstico tardío, prácticamente un tercio fueron diagnosticadas en fase sida y una proporción similar representó a personas sin enfermedades definitorias de sida pero con niveles de CD4 por debajo de las 200 células/mm3.

Tras un análisis multivariable, algunos factores incrementaron la probabilidad de recibir un diagnóstico tardío. Así, haber adquirido el VIH por vía heterosexual incrementó la probabilidad de diagnóstico tardío 2 veces respecto a haberlo adquirido a través de sexo entre HSH (cociente de probabilidades ajustado [CPa]: 2,2; intervalo de confianza del 95% [IC95%]: 1,7-3,0) y, respecto al mismo grupo, las personas que adquirieron el VIH por uso de drogas inyectables presentaron una probabilidad casi 3 veces superior (CPa: 2,8; IC95%: 2,0-3,8).

En cuanto al país de origen, ser de origen latinoamericano incrementó la probabilidad de obtener un diagnóstico tardío en un 40% (CPa: 1,4; IC95%: 1,2-1,8) y provenir del África subsahariana la incrementó en un 60% (CPa: 1,6; IC95%: 1,3-2,0).

La edad también se relacionó con una mayor probabilidad de diagnósticos tardíos, de modo que las personas mayores de 50 años presentaron una probabilidad 3 veces mayor de experimentar diagnóstico tardío que las de 30 años o menores (CPa: 3,6; IC95%: 2,9-4,4).

En cuanto a los efectos sobre la mortalidad, tener diagnóstico tardío incrementó 10 veces la mortalidad durante el primer año tras el diagnóstico (cociente de riesgos instantáneos [HR, en sus siglas en inglés]: 10,3; IC95%: 5,5-19,3); la incrementó casi dos veces al transcurrir entre 1 y 4 años (HR: 1,9; IC95%: 1,2-3,0) y la aumentó en un 50% a partir de los 4 años (HR: 1,5; IC95%: 0,7-3,1), aunque en este último caso la asociación no fue significativa.

En el caso de las personas con diagnóstico tardío con una enfermedad definitoria de sida, se incrementó 22 veces el riesgo de fallecer dentro del primer año tras el diagnóstico (HR: 22,6; IC95%: 11,5-44,6).

Entre el primer y el ultimo años evaluados se observó una disminución de la tasa de diagnósticos tardíos del 46,1% en HSH y del 37,6% en varones heterosexuales. Sin embargo, en mujeres que adquirieron el VIH por vía sexual se apreció un aumento del 22,6%.

Los resultados del presente estudio ponen de manifiesto la importancia del diagnóstico precoz de la infección por VIH para reducir la mortalidad, además de apuntar factores que incrementarían la probabilidad de un diagnóstico tardío y detectar un preocupante aumento de dicho tipo de diagnóstico en mujeres.

Fuente: Elaboración propia (gTt-VIH).
Referencia: Sobrino-Vegas P, Moreno S, Viciana P, et al. Impacto de la presentación tardía del VIH en la mortalidad a corto, medio y largo plazo, y en las causas de muerte, en la cohorte CoRIS (2004-2013). VII Congreso Nacional de GeSIDA y 9ª Reunión Docente de la RIS. Madrid, 1-4 de diciembre de 2015. Abstract CO-07.

gTt en tu email

Mantente al día sobre los temas que más te interesan

Suscríbete a los boletines

Encuesta







Opciones de tratamiento de la dependencia de opiáceos para personas que viven con VIH

© gTt - Grupo de Trabajo sobre Tratamientos del VIH

Contacto | Mapa del sitio | Política de privacidad | Licencia CreativeCommons | Accesibilidad

NO pulse este enlace o será baneado de este sitio - Do NOT follow this link or you will be banned from this site!
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web y mejorar su experiencia de usuario. Permaneciendo o navegando por esta web acepta la instalación de dichas cookies.
Más información | Cerrar
30